Los juegos de Escher, prueba olímpica 2132

El pasillo, de casi tres metros de altura por tres de ancho, se curvaba frente a Adrianna emulando las pistas sobre las que los skaters practicaban cerca de su casa. A diferencia de aquellos espacios, ella no se caía cuando avanzaba en línea recta por la rampa curvada, y la gravedad siempre tiraba de su […]