La otra evolución

«Sucedió, que sepamos, en algún punto entre el 2150 y el 2300 d.C. Los registros, bueno. Digamos que se erosionaron hace muchísimo tiempo, mucho después de que palpitase el último ordenador. Eso, suponemos, ocurrió entre uno y dos meses después de que nuestro mundo empezase. En pequeño, por supuesto. En algún momento situado en esas […]